Unido al club a mediados de la temporada pasada, el jugador “Isra” decide renovar y continuar con el ambicioso proyecto del Isleño de cara a la temporada 17/18.

“Las sensaciones al ganar el título el año pasado fueron muy buenas. Me uní al grupo a mitad de temporada, cuando el equipo estaba en un momento delicado, adaptándose a la liga. Cuando nos unimos todo el grupo, las sensaciones mejoraron.”
“No costó mucho la unión del grupo. Nos conocíamos todos desde hace mucho tiempo, jugando en liga local y ligas de barrio, por lo que la unión no fue nada complicada. Además, si tienes a un entrenador como Isco al lado, todo es mucho más fácil.”
“La idea es seguir en la misma línea de victorias, crear un equipo nuevo, potente, para subir a Segunda División B.”

 

Volver